Mónica Sacristán nos habla del área de Extensión Universitaria y Desarrollo Ejecutivo del ITAM

 

Por Karla Yee

Platicamos con la M.A. Mónica Sacristán, Directora de Extensión Universitaria y Desarrollo Ejecutivo, área encargada de impartir los cursos, diplomados y programas ejecutivos en el ITAM. La maestra Sacristán también ha colaborado en el diseño e impartición de programas de Desarrollo Ejecutivo en empresas como Bimbo, Modelo, GNP, Banamex, Siemens y Coca Cola y es miembro emérito del Consejo Directivo del Consorcio Universitario Internacional para la Educación Ejecutiva (UNICON).

_DSC0144

Karla Yee: ¿En qué consiste el área de Extensión Universitaria y Desarrollo Ejecutivo del ITAM?

Mónica Sacristán: “Nos dedicamos a apoyar a gente que ya tiene una carrera, dándoles habilidades para ejercer mejor su trabajo. Es el área puente entre la academia y el sector productivo. Extensión Universitaria ayuda a complementar la formación universitaria e inclusive prepara a las personas que no tienen licenciatura, al brindarles conocimientos en ciertos temas. Desarrollo Ejecutivo involucra la formación de personas que tienen puestos de alta responsabilidad, en todos los sectores, para darles habilidad y conocimientos para que puedan dirigir y ejecutar mejor”.

K.Y.: ¿Cuáles retos enfrentan actualmente los ejecutivos y las empresas en México, con respecto al desarrollo profesional y la capacitación de sus empleados?

M.S.: “El primero es que el conocimiento caduca muy rápido, por lo cual hay que estar constantemente actualizándolo. El segundo, es que las empresas encuentran que la gente no necesariamente tiene todas las herramientas para resolver los problemas en el trabajo a pesar de tener una sólida formación. Lo mismo les pasa a los ejecutivos: generalmente, cuando un ejecutivo va ascendiendo es por sus competencias técnicas pero en el momento que llegan a ser directores ya no están ahí para hacer las cosas sino para lograr resultados a través de las personas. Por ello, necesitan una serie de habilidades distintas que tienen que ver con el desarrollo de sus competencias interpersonales. En México, faltan muchas de estas habilidades y se necesita una formación interdisciplinaria. Realmente, estamos trabajando mucho con empresas y con individuos para lograr esto”.

K.Y.: ¿Cuáles son las ventajas de pertenecer al consorcio UNICON?

M.S.: “Pertenecer a este consorcio permite al ITAM tener una referencia acerca de qué se está haciendo en las grandes universidades como parte de un proceso de mejora continua, incluir mejores prácticas como modelos de enseñanza centrada en el participante y la posibilidad de impartir cursos fuera de México en países como Estados Unidos y Panamá. La idea es que se conozca más allá de nuestra región lo que se hace en el ITAM.”

“En el ITAM nos hemos dado cuenta que debemos tener una oferta amplia: cursos cortos muy puntales en cierta área funcional, diplomados con un componente importante de teoría pero más aplicados que una maestría y programas ejecutivos menos teóricos y más prácticos para desarrollar habilidades y cómo saber aplicarlas adecuadamente; todos los programas con la calidad del ITAM”, afirmó.